Sexo Gratis   Fotos Porno   Videos Porno   Foro XXX   Relatos Porno
Relatos Porno de PeterPaulXXX.com
SECCIONES
 Inicio
 Los + leidos
 Los + calificados
 Los + recientes
 Encuestas

AUTORES
 Publica tu relato
 Date de alta
 ¿Olvidaste tus datos?

TIPOS DE RELATOS
 Familiares
 Fantasticos
 Fetichismo
 Maduritas
 Manga-Hentai
 Masturbarse
 Orgias y Trios
 Porno Eroticos
 Sadomasoquismo
 Sexo Gay
 Sexo Lesbico
 Transexuales
 Voyeaur
 Zoofilia
 Todas las categoria...

OCIO
 Foro de Contaxtos
 Chat Online

LISTA DE CORREO
Suscribete a nuestra lista


INFO
 Faq y Dudas
 Sobre la web
 Privacidad/Legal
 Contactar webmaster
Si este relato es ILEGAL, reportalo a los administradores: Pinchando Aqui
Incluya el Titulo del Relato en su mensaje para que podamos revisarlo
Relato enviado por:
Maria Jesus
Calificación del Relato
Lecturas
2985
Enviado el:
2004-07-16
 Español Sexo Lesbico Sexo Lesbico
Mi Amada Cecilia 3

Resumen:
"Que delicia", me dijiste. "Esa forma de beber champagne no la conocía. Me encantó y deseo que se repita muchas veces."


Mi Amada Cecilia 3


"Que delicia", me dijiste. "Esa forma de beber champagne no la conocía. Me encantó y deseo que se repita muchas veces."
"Ese fue un brindis mío para ti, amor", te dije. "Fue exquisito sentirte toda".
De pronto te paraste y tomaste la botella de champagne. Me tomaste de la mano y me dijiste que me echara en la cama tal y como habías estado tu.
Te mire a los ojos y te dije: "Hummm, traviesa", sonriendo.
Cuando lo hice llevaste la botella e mi vagina e introdujiste el pico en ella. Poco a poco sentí como las burbujas llenaban esa copa de amor. Cuando empezó a rebalsar retiraste la botella y tu boca ocupo su lugar. Hiciste lo mismo que yo hice contigo. Tu lengua jugaba con mi clítoris y se introducía rápidamente en mí. Mi gozo fue infinito. Besos, un suspiro, un grito…. Ahhhhhhhhhh… y un agradecimiento a la vida por traerte a mi. Ahhhhhhhhhhhhhh que delicia….. ahhhhhhhhhh que placer. Tome tu carita, empujando más tu lengua a mi interior. Deseaba más y mas. Tome tu hombro, tus pecho y con mis manos te dije que giraras hacia mi. Sin salir de mi vagina y sin dejar de succionar y darme ese placer enorme empezaste a girar tu cuerpo en dirección a mis labios cuando mis ojos vieron tu vagina sentí que salía de mi un enorme chorro…. Tu boca no paraba de beber……ahhhhhhhhhhhhhh…… no me pude sostener más y emití un grito de placer…… Cuando inicie también mis caricias linguales dentro de tu vagina. Ambas estábamos gozando… nuestros suspiros y grititos los sentíamos deliciosamente…. Nuestras lenguas estaban ambas dentro de ambas…… nuestras manos jugaban con nuestros potitos hasta que decidimos las dos meter unos dedos en ellos. Fue electrizante sentir esas lenguas recorrer por delante todo y esos dedos hurgar por atrás
Ahhhhhhhhh fue la respuesta de nuestros cuerpos. Las caricias se hacían cada vez mas ardientes y seseabamos mas…..Ahhhhhhhhhhhhhh
Y llego el momento de ambas. Nuestros jugos salieron a raudales y solo atinamos a gritar y simultáneamente beberlos todos…….
"Que delicia Ceci…. Dame mas", grite….
Y me diste todo lo que tenia en ese momento….. Ahhhhhhhhhhhhhh…..
"Te adoro", te dije.
"Y yo a ti Maria Jesús", fue la respuesta encantadora….
Y otro ahhhhhhhhhhhh salió de nuestras bocas junto con más jugos deliciosos.
Nuestros cuerpos se relajaron pero no quisimos apartarnos una de la otra. Así que te abrace las piernas mientras que mi rostro se acomodaba en ese nido de amor. Tomé una mano y la llevé a mi pecho mientras que con la otra acariciaba tu culito. Sentí como las tuyas hacían lo mismo con el mío., con mis piernas…. Fue fantástico. Estuvimos como media hora acariciándonos, descansando, diciéndonos las palabras más hermosas que podíamos decir. Ya eran las dos de la madrugada. Habíamos pasado horas en éxtasis de amor y nuestros cuerpos deseaban descansar. Nos echamos una al lado de la otra abrazándonos fuerte. Nos dimos un beso exquisito en los labios y nos dispusimos a dormir.
"Hasta mas tarde amor", nos dijimos.
Esa noche nuestros sueños fueron de ambos….. Nos mantuvo unidos hasta despertar horas después……
El amanecer fue distinto para mí. Sentí la tersura de tu piel rozando mi cuerpo. Estupendo. Te tenía a mi lado y miraba tu rostro dormido. Mi corazón dio un salto recordando la noche anterior. Aquellos minutos, horas de amor y placer que nos arrobara. Vi tu rostro y busque en cada rincón para que mi ser todo lo grabara. Facciones finas, cabello hermoso, nariz preciosa, labios provocativos, mentón, cejas, orejas…. Todo. Me sentí un pintor deseando tener en mente todo para poder plasmarte en un lienzo. Me acerque a ti. No resistí la tentación de besar dulcemente esos labios. Sentí como tu cuerpo reaccionaba y como esos ojos me hicieron ver la maravilla de su interior.
"Buenos días amor", te dije. "Estaba admirándote"…..
"Hola", me respondiste. "Tengo sed". Dijiste casi saltando sobre mi y colocando tu cuerpo encima. "Dame de beber"…. Sonreíste. Y empezaste a jugar con mi cabello.
"Eres traviesa", te dije sosteniendo el juego. Y acariciando tu cabello te bese.
"Que tal dormiste amor"?
"Como nunca. Me siento maravillosamente bien. Deseando seguir así todo el día….", dijiste guiñándome el ojo.
"Humm, eso podemos arreglarlo. Que opinas?", respondí.
" Seria maravilloso", dijiste.
Te di un beso en la mejilla, una palmadita en las nalgas cubiertas con el edredón y tome el teléfono.
Llame al cuarto de Marieta. "Hola querida", le dije. "Como amaneció hoy?. Me alegro. Creo que nos vamos a tomar el día…hoy. Le dices a mi secre que postergue las dos citas del día para mañana. Creo que iremos con Ceci a Santa María para que descanse y conozca un poco. Cualquier cosa ya sabes que hacer."
Santa María es un balneario al sur de Lima. Tiene una playa hermosa y ahí mantengo también una casa y un pequeño embarcadero. Seria el lugar ideal para ir con Ceci, me dije.
"Ordenaré el desayuno para las ambas. Lo que me dijo ayer, verdad?", dijo Marieta. "Que tal durmieron"?, preguntó.
"Excelente querida", le respondí. "Ya conversamos".
Ceci escuchaba reposando en la cama. De cuando en cuando sentía sus manos acariciar mis piernas y saltar traviesas por lugares acalorados ya por el pensamiento. Le sonreía y le hacia gestos como diciéndole que dejara de ser traviesa. Me sacaba la lengua con un guiño, me acariciaba luego…. La sentía feliz. Yo me sentía feliz a su lado.
Cuando colgué el teléfono sabía que todo iba a ir bien pues Marieta se haría cargo el día de hoy.
Mire a Ceci y literalmente me eché encima de ella rodando ambas por la cama. Jugando. Tomando nuestros rostros, riéndonos y gozando de nuestra cercanía.
Te tengo una sorpresa", le dije, "se que te gustara".
"Dime, que haremos el día de hoy?", me dijo.
"Solo si te portas bien y me das un beso.", le dije también traviesa.
Ella aceptó gustosa y tomándome de la cara me besó. Su lengua fue directo a mi boca surcando dentro como una saeta. Me electrizo de inmediato y le respondí de igual forma.
"Hummm, así cualquiera vence", le dije prolongando el beso mas tiempo.
"Deseo llevarte a un balneario de playa. Estaremos solas ahí. Recorreremos un poco el lugar y las travesuras se harán frecuentes", le dije guiñándole el ojo.
La tomé de la cintura y la atraje hacia mí. Deseaba sentir nuevamente el deleite de su cuerpo. Ella se relajo de inmediato y se entrego a mis caricias. Bese sus labios para seguir con su cuello mientras mis manos acariciaban esos senos llenos de vida. Al llegar a ellos los besé con dulzura y pasión succionando en cada uno como deseando que sintieran o que sentía en ese momento.
Su reacción fue emitir un gritito de placer. Retorne a sus labios y los bese fuertemente. Volteé su cuerpo para besar su espalda y bajas hasta su cintura acariciando sus nalgas en el proceso. Sus piernas eran bellas, delicadas y tersas. Mi mano las acariciaba logrando que mi cuerpo todo se erizara de deseos por ella. Mis besos bajaron a sus glúteos y estos respondieron endureciéndose y erizándose también. Besé sus piernas convirtiéndome en la ventosa ardiente que deseaba ser. Succioné en cada parte de sus piernas buscando aquellos lugares de su mayor placer. Encontraba uno que la hacia saltar de dicha…. Y la marcaba con otra succión. Seguían buscando otro y otro. Deseaba conocerla más. Conocer sus sitios más excitables. Poco a poco mi recorrido dio sus primeros frutos. Mientras lo hacia en sus piernas Ceci imito mi proceder buscando los míos. Era una sensación deliciosa. Poco a poco nuestro peregrinaje encontró la vagina de ambas. Nuestras lenguas surcaron por ellas dejando que el dios del amor hiciera lo suyo por complacernos. Me incline hacia la cama como para tenerla encima de mi ella giró y se colocó en la posición deseada. Levante mis piernas poniendo mis rodillas casi a los lados de mi pecho. Mi vagina se presentaba así completa para mi Ceci mientras que mi potito también se hacia notar.
Ceci estaba colocada encima con las rodillas en la cama. Tenía su vagina frente a mí y no necesitaba más que subir un poco el rostro para poder estar al lado de ese potito travieso. Nuestras lenguas continuaron su labor dejando su estela de placer en cada lamida. Los jugos de ambas no se hicieron esperar. Metía mi lengua dentro de su huequito deseando poder llegar al fondo de el y sentir lo mismo en el mío. Sentía así. Mi cuerpo vibraba con cada lamida de mi amada. Pase mis brazos por encima de sus muslos como queriendo que se pegara mas su cuerpo al mío. Succione fuertemente introduciendo mi lengua profundo hasta sentir ese gritito ya conocido or mi. Saque mi lengua y la puse en su culito introduciéndola en el tan rápidamente que mi Ceci salto de gozo. Fue un mete saca fenomenal que culmino con los grititos de ambas y el orgasmo simultaneo. No dejamos de besar, lamer y jugar. Ahora ambas teníamos el potito lubricado por nuestras salivas y buscábamos mas y mas profundidad. Nos detuvimos ahí poco a poco retornando a las caricias y besos en el vientre para subir a nuestros pechos… Se sentía divino. Gozaba como nunca y veía a mi adorada gozar y llenarse de placer. La coloque suavemente a un lado y me incline luego en su rostro diciéndole: "Espera y cierra los ojos"…. Ella lo hizo así…. "No los abras, eh"….
Me bajé de la cama rápidamente y saque del velador un consolador doble que tenia. Alguna vez lo "hicimos" con el en el chat. Era de unos 27 cms de punta apunta con una parte media ovalada y cóncava a la mitad. Lo cierto es que eran dos penes en uno y la parte del centro como si fuese testículos llenos de agua que había puesto ayer. Era de un material especial y se calentaba un poco con el movimiento. Lo tome y lo puse delicadamente en el vientre de mi Ceci.
"Solo siénteme", le dije. "Solo eso".
Y pasé muy despacio ese pene artificial encima de su vientre subiendo por sus senos jugando con su cuello y llegando hasta su boca. Poco a poco lo introduje en ella. Deseábamos jugar así. Chupaste el pene hasta lubricarlo adecuadamente y lo bajé por tu pecho hasta lograr que jugara cerca de tu vagina. Lo retiré de ahí y chupe la otra mitad mientras que mis manos acariciaban tu clítoris y sentía tus manos en mis caderas.
Te pase el pene y lo tomaste en tus manos para hacerme lo mismo a mi. Cerré mis ojos imitando tu anterior proceder. Me deje llevar contigo.
En un momento escuche un gritito de placer. Me sentía divinamente bien. Abrí los ojos y te vi como habías introducido una parte del pene dentro de ti. Que delicia el ver tu rostro en ese momento. Sin sacarlo te recosté a mi lado tomando el pene. Empecé a sacarlo y meterlo con suvidad- Mete y saca. Mete y saca. Tu cuerpo vibraba en mis manos hasta que mi ser todo te deseo nuevamente. Me coloqué encima de ti y en un movimiento ondulado introduje la otra parte en mi vagina. Un grito acompañó el hecho. Me recosté en tus pechos empujando suavemente y sintiendo como tu parte se metía mas y la mía le seguía los pasos. Empecé a moverme en giros lentos al principio. Cortos. Luego fui haciéndolos más rápidamente y girando en mayor extensión. Tanto tu parte como la mía respondieron de inmediato a esos movimientos y giraban simultáneamente en nuestro interior. Tomaste mi boca y la mordiste de placer emitiendo un grito. Un ahhhhhhhhh acompañó nuestro siguiente orgasmo simultáneo. Ahhhhhh que dejaba ver la belleza de nuestro amor y nuestra entrega. Empecé un mete y saca suave con ritmo para no dañarte. Solo deseaba que sintieras el placer que sentía yo. Siguió otro grito a e se encuentro maravilloso. Me abrazaste fuertemente y me entregaste todo tu ser. No deseabas concluir….aun no. Tampoco yo. Tomaste mi cintura y rodaste en la cama colocándome debajo. Ahora eras tu la que giraba. Reposaste tus brazos estirados al lado de mi cuerpo y, levantándolo empezaste a girar mas rápidamente. No te detuviste ni un minuto……. Parecieron 30, 50 los minutos que así estuviste. Nuestros cuerpos estaban por reventar…. Y lo hicieron….. Todo nuestro ser grito de alegría cuando nuevamente nuestros jugos se sintieron libres. Fue electrificante ese momento en que tu cuerpo sucumbió ante esa embestida y me llenaste de todo. Sentí salir lo mío y rebalsar por mis piernas mientras que los tuyos caían atraídos por la gravedad encima de mi cuerpo. Mis labios buscaron los tuyos encontrando una caricia en ellos. Nuestras lenguas jugaron sin cesar y se regocijaron de lo lindo. Mis manos presionaron tus glúteos como no deseando que terminaras nunca. Fue un placer increíble, ambas llenas de el.
De repente, el silencio. Solo se escuchaba el sonido de nuestras respiraciones y se sentía el sudor de ambas confundido en uno. Tu rostro encima del mío. Tu cuerpo laxo encima del mío. Tus manos presionando las mías. Éramos uno en ese momento.
Habían pasado casi dos horas y media desde la llamada a Marieta. No habíamos sentido el toque a la puerta ni que hubieran dejado en el exterior las bandejas con los desayunos.
Media hora después nuestros relajados cuerpos abrieron sus ojos y nos vimos una al lado de la otra. Un beso nos despertó. Una caricia en el rostro termino de levantarnos. Estábamos una al lado de la otra pero aun no retirábamos ese pene flexible de nosotras. Fui la primera en sacarlo. Suavemente, sintiendo placer en lo que hacia. Baje al vientre de mi Ceci…lo bese y poco apoco le retire la parte que tenia dentro. Bese sus labios vaginales de inmediato sintiendo nuevamente como se electrificaba con el beso.
Le sonreí. Nos echamos nuevamente.
"Te adoro", redije.
"Te adoro"…. Fue tu respuesta.
Descansamos unos minutos antes de levantarnos e irnos ambas a duchar. Teníamos un día largo que recorrer…. Y vería que realmente fuese pleno para las dos.





Califica este relato
(-) (+)
1   2   3   4   5
Contactar al autor

Imprimir

Volver

Top

Si este relato es ILEGAL, reportalo a los administradores: Pinchando Aqui
Incluya el Titulo del Relato en su mensaje para que podamos revisarlo

Enviaselo a tus amigos
Enviaselo a tus amigos



    TU CORREO

Recibe Fotos Gratis por Mail
    TU CORREO

Recibe Videos Gratis por Mail


· Videos Manga ·
Videos de Preciosa Trans
Preciosa Trans
Videos de Follando en la Pla
Follando en la Pla
Videos de Topless en la Play
Topless en la Play
Videos de Pelirroja
Pelirroja



PETERPAUL ENTERTAINMENT S.L. | Condiciones Generales | Informacion General | Google Site Map | Publicitarse en PeterPaulxxx.com |