Sexo Gratis   Fotos Porno   Videos Porno   Foro XXX   Relatos Porno
Relatos Porno de PeterPaulXXX.com
SECCIONES
 Inicio
 Los + leidos
 Los + calificados
 Los + recientes
 Encuestas

AUTORES
 Publica tu relato
 Date de alta
 ¿Olvidaste tus datos?

TIPOS DE RELATOS
 Familiares
 Fantasticos
 Fetichismo
 Maduritas
 Manga-Hentai
 Masturbarse
 Orgias y Trios
 Porno Eroticos
 Sadomasoquismo
 Sexo Gay
 Sexo Lesbico
 Transexuales
 Voyeaur
 Zoofilia
 Todas las categoria...

OCIO
 Foro de Contaxtos
 Chat Online

LISTA DE CORREO
Suscribete a nuestra lista


INFO
 Faq y Dudas
 Sobre la web
 Privacidad/Legal
 Contactar webmaster
Si este relato es ILEGAL, reportalo a los administradores: Pinchando Aqui
Incluya el Titulo del Relato en su mensaje para que podamos revisarlo
Relato enviado por:
MIRON XXX
Calificación del Relato
Lecturas
5767
Enviado el:
2006-03-21
 Español Porno Eroticos Familiares
El Mirón (1) - El Comienzo De Todo

Resumen:
Hace dos años que mi vida cambió. Desde el compromiso de Maxi (amigo mío y hermano de mi novia) todo ha tomado otro curso en mi vida.


Nadie sabe una sola palabra de lo que pasa en mi vida.
Esto se debe a mi singular forma de ser, que dista de ser una persona que ante un logro o derrota de cualquier índole lo primero que hace es salir corriendo a contarlo y así poder sentirse mejor.
Yo no soy así y -por fortuna o desgracia- nunca lo seré.
El caso es que con el paso de estos dos últimos años, me estoy pareciendo mas a una caldera sin válvula de escape, y sé que de seguir así terminare por explotar.
Por lo que la única solución razonable que se me ocurrió fue contarles a Uds. amigos de PETERPAUL, para por un lado hacer una especie de terapia y por otro conseguir sus consejos si es que los tienen y los quieren dar.
De esta manera, y evitando dar nombres o cambiándolos podré cumplir con mi regla fundamental: ser discreto y no destruir la confianza que ciertas personas me brindaron a lo largo de estos dos últimos años.

El relato que les entregaré hoy es sobre como empezó todo.
Desde pequeño me apasionaron todas las situaciones que tuvieran que ver con tres cosas muy definidas: el peligro, el espiar a los demás en situaciones comprometedoras y por ultimo el dominio.
Cabe aclarar que con la llegada de la adolescencia y el sexo esto fue aun más notorio. Las tres se podía mezclar y era lo que mas me gustaba.
Tanto que las mujeres que tuve en mi vida, ocasionales o novias estables, se deleitaban al comienzo por mi manía de coger en lugares públicos o en otros sitios no tan públicos, donde cupiera la posibilidad de ser sorprendidos en plena faena; pero luego estas situaciones les terminaban molestando y me llamaban “anormal” o “enfermo” para luego terminar con nuestra relación.
Por ello debe ser que cuando la amistad entre mi actual novia (una chica de una familia muy respetada de la zona y de muy buen roce social) y yo pasó de ser algo mas que una simple amistad, decidí enterrar mi pasado y ser un tipo común. Ni siquiera pensé en sacar a la luz mi verdadera personalidad, por temor a perderla
Pero la situación que viene al caso es la siguiente: Apenas a dos semanas de ser novios Con Valeria se comprometía Maxi, amigo mío y hermano de ella.
La fiesta de compromiso (a la mejor usanza de las épocas antiguas) se daba en un camping privado con invitados muy selectos.
Los únicos desconocidos en la fiesta éramos la novia de Lucho, el hermano menor de mi novia (son tres hermanos: Maxi de 28, Valeria de 25 y Lucho de 20) y yo. La novia de Lucho era muy linda, con un culito paradito y una mirada de putona de esas que nos encantan a todos los hombre que pisamos esta tierra.
Luego de la cena, comenzó el baile. Con Valeria no era la primera vez que bailábamos un tema lento, pero si era la primera vez que ella estaba sin sus habituales jeans y podía sentir su piel en la espalda descubierta de su vestido. Tampoco yo estaba de jeans, sino de traje, y la tela fina y holgada del pantalón permitía que Vale se diera cuenta de mi estado.
Creo que por eso ella me dijo que iba al baño y yo como buen caballero me ofrecí para acompañarla. A pesar de su negativa muy correcta y educada la acompañé.
Mientras caminábamos por el angosto pasillo, ella delante y yo detrás, empecé a mirarla detenidamente de arriba abajo.
Llevaba puesto unos zapatos de tacón alto y finísimo, con un vestido adherido al cuerpo, de color celeste agua, con un tajo que creaba un pico descendente, este tajo terminaba o mejor dicho empezaba en su muslo izquierdo. Además el modelo era de espalda descubierta como les conté, por lo que las fantasías en mi cabeza eran millones, y en cualquier momento le caía encima y le arrancaba el vestido para cogérmela.
Cuando llegamos al baño ella entró diciéndome: ─Un segundito y vuelvo.
Pasaron solo unos segundos y sin aguantar me metí tras ella.
Al entrar me encontré con una especie de biombo semi transparente, que estaba fijo al piso, tras el cual había un lavamanos triple que reposaba en una mesada de mármol con un espejo central y dos puertas que comunicaban con los baños.
Al salir, ella que no había escuchado mi entrada se quedó petrificada. Me dijo: ─¿Estás loco? ¿Si te pillan acá adentro tendremos problemas?
Yo no le contestaba nada. Solo avanzaba paso a paso hacia ella.
La tomé por la cintura y comencé a besarla.
Ella se resistía a los empujones mientras me decía que alguien venia hacia el baño. Como yo no sentía ningún sonido la seguí besando en la boca y cuello y la fui llevando contra la pared y allí le empecé a tocar las tetas mientras le comía la boca de una manera casi violenta. Ella intentaba pararme, pero no gritaba ni nada, solamente me empujaba y a mí eso me excitaba más. En ese momento, sin aflojar mi mano izquierda de su cintura, metí la derecha por el costado y subí un poco su vestido para tocarle alternativamente el culo. Cuando moví mi mano desde el culo hacia la concha por debajo del vestido ella se resistió más y entonces supe el porque: estaba mojada, supongo que producto del baile y de los roces.
Por eso con un dedo corrí la tela de la bombacha hacia un costado de su concha, sin dejar ni un segundo de besarla, y le metí un dedo. Estaba empapada y caliente.
Saque mi dedo mojado y sin soltarla me metí el dedo en la boca para probar su gusto. Luego repetí la operación y la obligué a chupar mi dedo. Su resistencia estaba a punto de ceder; por lo que en ese instante, mientras le metía nuevamente la mano por debajo de su vestido, le arranqué su bombachita de un tirón.
Ella se puso colorada como un tomate, pero su boca empezó a responder mis besos, solo que sus ojos estaban fijos en el biombo que cubría la entrada.
Cuando empecé a mover mi dedo índice en su clítoris de manera suave y en círculos ella cerró los ojos y dejó de hacer fuerza contra mi pecho. Por el contrario, sacando sus brazos del medio de ambos, me pegó violentamente a su pecho con sus brazos mientras sus manos empezaron a rasguñar mi espalda por entremedio de la camisa y el saco.
Por fin le bajé un poco el vestido y vi sus hermosos pechos. A cada lengüetada o mordida que daba en sus pezones mientras le chupaba las tetas la espalda de Valeria se curvaba hacia atrás de manera increíble. Parecía que estaba a punto de quebrarse al medio. No tardo mucho en correrse, pero yo seguí mi tarea de dedo en concha sin dejar de chuparle las tetas. Luego subí su vestido hasta la cintura y bajé a comerle la concha.
Ella suspiraba y me agarraba los cabellos con violencia para meter mi cabeza mas adentro de sus piernas, y yo me dejaba hacer.
Por fin la volteé y apoyé contra el espejo y me la empecé a coger. Ella se retorcía como una gata y movía su cabeza haciendo que su largo pelo cubriera su espalda y resbalase para terminar cayéndole por el cuello. Acabó a los pocos minutos por segunda vez y yo viendo que me venía la volteé nuevamente para acabarle en su boca. Ella portándose muy bien tragó hasta la ultima gota y me dejó la verga bien limpia, por lo que cerré mi pantalón y le dije al oído: ─Demora un par de minutos que yo te espero en el salón.
Levanté su bombachita rota del piso y me la guardé en el bolsillo del saco (otra de mis manías). Cuando salía del baño cual sería mi sorpresa al encontrar a Luis, el hermano menor de Valeria, haciéndose una terrible paja. El tipo nos estaba espiando y escuchando, aunque en plena tarea perdió noción que habíamos terminado.

Sorpresa al principio, bronca al final, porque al fin y al cabo con Valeria éramos novios y si nos pescaban cogiendo solo sería drama nuestro pero el pendejo pajeándose al ver a su hermana coger ya era mucho.
Lo agarré del cuello y lo llevé al baño de hombres que estaba en un pasillo vecino. Sin importarme si había gente lo metí de un empujón mientras él se medio abrochaba el pantalón y me pedía por favor que no dijera nada.
Le di un golpe en el estomago que lo hizo quedarse sin aire.
El tipo suplicaba que no hiciera nada.
Entonces le dije: ─Y ahora ¿qué...?
Me pedía perdón casi llorando.
De pronto se me ocurrió una idea...
Le dije: ─Yo no tengo dramas que se enteren de lo que pasó ahí adentro. De última la que quedará como una puta es tu hermana, pero a mí me tiene sin cuidado. Ahora bien... ¿qué pensará tu familia si saben que te pajeaste viendo a tu hermana coger?
El se puso blanco. Las fichas empezaban a caer en su cabeza que a mi no me importaba nada porque no tenia nada que perder.
El me dijo muy serio: ¿Qué quieres a cambio de callarte?
Yo me reí.
Y le dije: ─Ojo por ojo... Si vos esperas mi silencio yo espero obtener lo mismo que vos obtuviste hace rato. No sé como vas a hacer pero si en una semana no te veo a vos y a tu novia mientras cogen le digo toda la verdad a Valeria.
Cabe aclarar que nunca hubiera sido capaz de esto, pero como estaba furioso solo quería castigar al pendejo; no porque nos viera, sino que me daba un poco de asco y bronca que se hubiera masturbado viendo a su hermana.
Y salí del baño dejando al pendejo ahí adentro pensando.
Y si bien mi idea solo era asustarlo y tenerlo una semana con los huevos en la garganta el pendejo me llamo al celular a los cinco días:
─Negro... Esta noche te parece que nos podemos ver? Ya convencí a mi novia... Eso si, ella no sabe que sos vos el que nos va a mirar...

CONTINUARA





Califica este relato
(-) (+)
1   2   3   4   5
Contactar al autor

Imprimir

Volver

Top

Si este relato es ILEGAL, reportalo a los administradores: Pinchando Aqui
Incluya el Titulo del Relato en su mensaje para que podamos revisarlo

Enviaselo a tus amigos
Enviaselo a tus amigos



    TU CORREO

Recibe Fotos Gratis por Mail
    TU CORREO

Recibe Videos Gratis por Mail


· Videos de Famosas ·
Videos de Paris Hilton
Paris Hilton
Videos de Janine Lindemulder
Janine Lindemulder
Videos de Teen Asiatica
Teen Asiatica
Videos de Amateur 100%
Amateur 100%



PETERPAUL ENTERTAINMENT S.L. | Condiciones Generales | Informacion General | Google Site Map | Publicitarse en PeterPaulxxx.com |